martes, 30 de junio de 2015

Top Ten Tuesday. || Libros románticos.

¡Hola, hola! ¿Qué tal? Hoy, por fin, os traigo una entrada más para esta sección totalmente abandonada. Hoy trata de uno de mis géneros favoritos porque entre lecturas muy pesadas, es lo que más me gusta leer. Aquí os dejo mis favoritos.




Canciones para Paula.

Paula, una joven a punto de cumplir los 17, se ha citado con Ángel, un chico de 22 años al que ha conocido por internet. Está nerviosa e ilusionada. Los minutos pasan y el chico no llega, por lo que ella decide meterse en un café cercano. Allí tiene un divertido encuentro con Álex, un desconocido, que casualmente está leyendo el mismo libro que ella. Ambos son jóvenes y guapos... Álex tiene que irse precipitadamente porque tiene un compromiso. Cuando Paula ya se dispone a salir, aparece Ángel y se disculpa por el gran retraso. Él es periodista y esa tarde ha tenido que entrevistar a Katia, la cantante de moda...




Química Perfecta.

Los chicos del instituto Fairfield, en los suburbios de Chicago, saben que las bandas de South Side y North Side no son precisamente elementos compatibles. De modo que cuando la líder de las animadoras Brittany Ellis y el pandillero Alex Fuentes se ven obligados a trabajar como compañeros de laboratorio en clase de química, los resultados prometen ser explosivos. Pero ninguno de los dos adolescentes está preparado para la reacción química más sorprendente de todas: el amor. ¿Podrán romper con los prejuicios y estereotipos que amenazan con separarles?








El lado explosivo de Jude.

 Southpointe High es el ultimo lugar donde Lucy quería terminar su último año escolar. Justo entonces, ella tropieza con Jude Ryder, un chico que hace honor a su nombre, y es sinónimo de problemas. Él tiene una larga lista de antecedentes penales que puede sobrepasar cualquier tesis, su nombre provoca suspiros, gritos, y maldiciones de tantas mujeres que Lucy no se atreve a preguntar, y vive en la casa de acogida, donde los disturbios parecen ser normales para los residentes. Lucy tiene un objetivo mejor, en el peor de los casos, estrafalario. Vive usando sus satinadas zapatillas de ballet, tiene sus miras puestas en Juilliard, y ha sido cuidadosa en mantener los problemas lejos de su vida. Hasta ahora.




La canción número 7.

Blanca, una joven insegura e introvertida, espera en una estación de tren a Carlos, un prometedor estudiante de Arquitectura que desde la muerte de sus padres se ha sumido en un peligroso abismo. Malhumorada y escéptica, aguarda a que él llegue, convencida de que el plan que ha trazado su madre para ayudar a ese chico no va a servir de nada. Además, lo último que necesita es que un descocido con ojos de hielo irrumpa de lleno en su hermético y complicado mundo interior. Pero lo que Blanca no se imagina es que nada será igual a partir de ese caluroso día de septiembre; ese apuesto e intrigante individuo conseguirá despertar en ella unas contradictorias sensaciones para las que no está en absoluto preparada. Y, a pesar de que en un principio parecen detestarse, poco a poco ambos descubrirán que sus atormentados universos no son tan diferentes y sus corazones se buscaran sin remedio entre las sombras.


¡Ni lo sueñes!

Daniela es una mujer joven y luchadora con un duro pasado y un futuro más incierto que el de la mayoría, por eso sabe que cada amanecer es un regalo y afronta la vida con una enorme sonrisa. Rubén Ramos lo tiene todo: es un futbolista de éxito internacional, guapísimo y enamorado de las mujeres. Cuando Rubén se lesiona, deberá ponerse en manos de Daniela, reputada fisioterapeuta. Sus caracteres no harán más que chocar, aunque ella siempre responderá a sus ataques con ironía y su perenne sonrisa. Daniela no cumple ninguno de sus exigentes requisitos físicos; y él, es demasiado prepotente y superficial para ella, que además, no está abierta al amor. Cualquiera de los dos podría responder con un ¡ni lo sueñes! si se les plantease una relación. Pero es que los sueños, cuando menos te lo esperas, van y se cumplen.


Por trece razones.

Clay Jensen es un adolescente como cualquier otro que encuentra, al llegar un día a casa, una misteriosa caja sin remitente dirigida a su nombre. El contenido no es otro que una serie de cintas de grabación, siete en total, que parece haberle enviado Hannah, una compañera de clase que no hace ni dos semanas que se ha suicidado. A pesar del desconcierto que supone volver a oír la voz de Hannah, Clay descubrirá que son trece las razones por las cuales ha decidido quitarse la vida, trece caras de cassete y que, por ello, son trece las personas que deben escucharlas. Él es una de ellas. Es un juego muy sencillo: primero las escuchas, luego las pasas dice Hannah en la primera cara. ¿Qué razones son esas y qué tiene que ver él con ellas? A lo largo del día, Clay se irá obsesionando con las grabaciones y hasta recorrerá la ciudad con un mapa que ella misma le ha proporcionado. Pero he aquí un viaje distinto del esperado, un viaje donde el punto de llegada es precisamente el mismo que el de partida y en el que solo hacen falta unos nuevos ojos para verlo todo como por vez primera. Hannah irá desgranando poco a poco su vida en un intento de poner de manifiesto las consecuencias, grandes o pequeñas, de las cosas que hacemos y dejamos de hacer, y que cambian el mundo a veces sin darnos cuenta.


Prohibido.

Ella es guapa y talentosa, está en los dulces dieciséis y jamás ha besado a nadie. Él es guapo, tiene diecisiete y está al borde de un futuro brillante. Y ahora se han enamorado. Pero el único problema es… que son hermanos. Lochan, de diecisiete años, y Maya, de dieciséis, siempre se han sentido más amigos que hermanos. Juntos han tenido que intervenir por su madre alcohólica y caprichosa para cuidar a sus tres hermanos menores. Como padres de facto de los más pequeños, Lochan y Maya han tenido que crecer rápido, y el estrés de sus vidas, y la forma en que se entienden tan completamente, también los ha acercado más de lo que estarían dos hermanos normalmente. Tan cerca, de hecho, que se han enamorado. Su romance clandestino florece rápidamente a un amor profundo y desesperado. Saben que su relación está mal y que posiblemente no puede continuar. Y aun así, no pueden detener lo que se siente tan increíblemente correcto. 


¿Os ha llamado alguno la atención? ¿Los habéis leído? ¿Qué os han parecido?

Un beso y ¡hasta la próxima!

2 comentarios:

  1. Canciones para Paula fue el libro que me inició a la lectura ^^
    ¡Un besito!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡A mi también! Fue maravilloso...y lo sigue siendo.
      Un beso :)

      Eliminar